RECOMENDACIONES ESTÉTICAS PARA PACIENTES ONCOLÓGICOS

Es importante señalar que no todo el mundo sufre los mismos efectos secundarios a los tratamientos, ya que estos síntomas varían mucho dependiendo del protocolo del tratamiento que se siga y de otros factores como la edad, el estado de salud previo, y la predisposición psicológica.

 

Las pautas generales que trabajamos con el paciente profundizan en los aspectos relacionados con los cambios que se producen durante la enfermedad a dos niveles: estético y psicológico.

VERNOS BIEN, NOS AYUDA A SENTIRNOS MEJOR

El origen de la estética oncológica se encuentra en la necesidad social que existe de paliar y reestablecer los cambios estéticos sufridos durante el tratamiento oncológico.

 

Nuestra experiencia a través de los años nos ha llevado a comprender que los efectos secundarios estéticos producidos por una enfermedad o por el necesario tratamiento de la misma convierten a los pacientes en un colectivo vulnerable al estar estigmatizados por la huella de su enfermedad.


Trastornos de imagen causados por tratamientos oncológicos y recomendaciones:


A continuación, detallaremos los trastornos y las posibles soluciones aplicadas a pacientes en tratamiento oncológico.


1.- El pelo (la alopecia): La alopecia es el efecto secundario más frecuente producido por el tratamiento de quimioterapia contra el cáncer. Su intensidad es variable en función de los protocolos utilizados y la duración de los mismos y lo mas frecuente es comenzar a notar la caída a partir del segundo ciclo del tratamiento. El tratamiento de radioterapia solo produce alopecia si es localizado en la cabeza ya que afecta directamente a la zona radiada. Otro posible efecto es la aparición de acné en el cuero cabelludo y cuello.


ES REVERSIBLE: La alopecia por quimioterapia suele ser reversible una vez concluido el tratamiento, si bien el pelo puede comenzar a crecer con diferente textura (Ej: rizado en vez de liso) aunque pasados unos meses recuperará su textura natural. En este proceso es muy importante consultar con el asesor estético oncológico para que la recuperación del cabello sea lo mas temprana posible.


Caída total:

En estos casos la imagen personal cambia radicalmente y ello puede tener efectos psicológicos más notables.


Nuestros consejos:

 

-Rasurar el pelo cuando aparecen los primeros síntomas de caída para evitar la perdida masiva del mismo

-Utilizar pañuelos de algodón o gorros a los que se les puedan añadir flequillos o nucas artificiales que simulen pelo

-Utilizar pelucas pero nunca pegadas al cuero cabelludo (los pegamentos de pelucas son muy perjudiciales en estos casos) ya que podemos provocar llagas o heridas en esta zona

-Dejar la cabeza al descubierto un mínimo de 6 horas diarias para favorecer la transpiración y la higiene del cuero cabelludo

-Proteger siempre el cuero cabelludo de la exposición a los rayos solares con cremas de protección solar de alto espectro o incluso de pantalla física.


Caída Parcial: debilitamiento del cabello, empobrecimiento, falta de energía, caída lenta pero continuada del mismo.


Nuestros consejos:

 

-Utilizar neutros (ph 5.5) que no irriten la piel del cuero cabelludo, con la menor cantidad posible de detergentes

-Evitar productos capilares como decoloraciones y tintes, tanto vegetales como permanentes ya que son demasiado agresivos para el cuero cabelludo

-Cuidar la limpieza de la zona y extremar la hidratación

-Lavar y secar la cabeza suavemente sin frotar

-Masajear con suaves movimientos circulares con las yemas de los dedos

-Aplicar un producto hidratante

-Proteger el cuero cabelludo del sol, frío, etc. Suele ser recomendable para ello utilizar pañuelos o gorros que no aprieten y acudir al especialista estético oncológica para que le recomiende los tratamientos más adecuados para revitalizar, fortalecer e hidratar el cuero cabelludo.


CAMBIO DE IMAGEN

 

La peluca es una buena opción para realizar un cambio de imagen, en la actualidad existen gran variedad de materiales y formas capaces de satisfacer las necesidades de cada paciente. Las pelucas de pelo natural son una muy buena opción si el paciente quiere recuperar su imagen previa a iniciar el tratamiento oncológico. 

 

En la mayoría de los casos es suficiente con una sola visita al centro especializado para orientarle acerca de las que mejor se adaptan a su caso.

 

Hoy en día gracias a la gran avanzada técnica de confección de pelucas se puede copiar con toda exactitud el corte, el color y la textura del pelo natural con una sensación de realismo absoluta.

 

También puede dar un giro a su imagen para lo que tiene a su disposición a los profesionales más cualificados para asesorarle. El resultado será asombroso convirtiéndose en un estímulo para el paciente con una imagen totalmente renovada.


Existen otras opciones al uso de la peluca tradicional como son los pañuelos de algodón a los que se les puede añadir flequillo, nucas y patillas con pelo. Esta opción está indicada para aquellos casos en los que el paciente no se siente cómodo con la peluca o como complementos a la misma en periodos aconsejables de descanso para el cuero cabelludo.

 

El hecho de poder cambiar el diseño del pañuelo nos permite combinarlo con nuestra ropa.


En ocasiones, junto con la caída del pelo viene la caída de las cejas, las pestañas, el resto del vello corporal y también se pueden producir diversas alteraciones en las uñas.


Cejas

 

Nuestros consejos:

 

-Dibujar las cejas, para ello existen gran variedad de productos en el mercado como plantillas con la forma de la ceja, de cómoda aplicación, para no tener que realizar el trazo diario, con lápices específicos para repoblar zonas localizadas.

-Acudir al centro especializado donde los profesionales le darán pautas específicas a seguir para el maquillaje así como los productos adecuados.


Pestañas


Nuestros consejos:

 

-No son aconsejables las pestañas postizas debido a que en el proceso de su colocación se utilizan pegamentos que pueden resultar demasiado agresivos para el borde del párpado

-Se puede simular el efecto de pestañas con técnicas de maquillaje mediante el dibujo de un trazo a ras del párpado.

Las Uñas

Suelen afectarse de diversa manera en función del tratamiento utilizado, pudiendo aparecer cambios de coloración, bandas longitudinales, fragilidad o engrosamiento ungueal, disminución de la velocidad y dirección de crecimiento, etc.


Los síntomas consisten en alteraciones en las uñas tales como la aparición de bandas horizontales o verticales y reblandecimineto y engrosamiento de la uña e incluso hiperpigmentación de las mismas. 

 

Nuestros consejos:

 

-No utilizar alicates ni corta cutículas, cuchillas cortacallos o cualquier material que pueda producir cortes en la pie, ya que se pueden producir heridas de difícil cicatrización

-Se desaconseja el uso de lacas de uñas y quitaesmaltes, ya que son productos muy agresivos y pueden dañar las uñas

-Es recomendable tratar la zona de las cutículas frecuentemente con productos hidratantes.


Asimismo, nuestro centro ofrece un tratamiento especial, protegiendo las cutículas, basado en los cánones de actuación de la estética oncológica para proteger y cuidar en todo momento sus uñas.

 


-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

2.- La piel: la piel sufre diversos cambios debido al efecto de los tratamientos contra el cáncer: hiperpigmentación, sequedad, irritación cutánea, sensibilidad a la radiación, etc.

 

Hiperpigmentación


Los síntomas: oscurecimiento generalizado de la piel y las mucosas localizado en los puntos donde se aplica el tratamiento, en las zonas bajo los vendajes o en los pliegues de manos y pies. Con menor frecuencia se puede dar en las uñas, dientes o cabello. El oscurecimiento suele remitir entre los 6 y 12 meses posteriores al fin del tratamiento. 


Nuestros consejos:

 

-Protección de pantalla total frente al sol, empleando fotoprotectores de amplio espectro incluso en invierno y en la ciudad.

-No usar cremas despigmentantes sin consejo previo del especialista.


Sequedad

 

Los síntomas: la sequedad puede afectar a todo el cuerpo o a una zona determinada. Durante el tratamiento la piel se puede debilitar haciéndose sensible a cualquier tipo de agente.


Nuestros consejos:

 

-La prevención es importante. En cuanto se conoce que se va a recibir quimioterapia o radioterapia, se debe empezar a cuidar la piel.

-Extremar la limpieza utilizando agua templada y jabones suaves

-Intensificar la hidratación de la piel

-Beber mucha agua

-Utilizar cremas hidratantes hipoalérgicas para evitar irritaciones

-Siempre se debe consultar previamente al medico especialista (en mayor medida con la radioterapia).

 

Irritación cutánea

 

Los síntomas: la irritación cutánea puede surgir en cualquier zona del cuerpo, aunque suele aparecer en las palmas de las manos o en las plantas de los pies. La mayoría de la veces, desaparecen solo al terminar el tratamiento y no necesita del tratamiento específico. 


Nuestros consejos:

 

-Utilizar ropa holgada a ser posible de algodón o hilo, que son materiales poco agresivos y alivian los picores molestos

-Sumergir las zonas afectadas en agua fría, dado que, durante la administración del ciclo, alivia los síntomas.

 

Sensibilidad a la radiación

 

Los síntomas: la piel puede sensibilizarse frente a la radiación debido a la administración de determinados fármacos. Hay distintos tipos de reacciones: enrojecimiento cutáneo tras la exposición a la luz U.V., lesiones cutánea sobre la zona sometida a radioterapia, reactivación de quemaduras solares previas. 


Nuestros consejos:

 

-Limitar la exposición al sol o anularla.

-En caso de exponerse, aplicar protectores de amplio espectro incluso con pantalla física.

-No realizar limpiezas de cutis, aunque sí se puede acudir al especialista para oxigenar la piel.

-También se desaconseja todo tipo de peeling tanto facial como corporal.

-No rascar ni frotar bruscamente la piel con las manos, cepillos o esponjas.

-Evitar exponer la piel al roce de cadenas, collares, gomas de ropa interior, etc.

-No depilar zonas irritadas.

-Consultar al especialista sobre la conveniencia de depilarse mientras se recibe tratamiento de quimioterapia.


Dispareunia o relaciones sexuales incómodas:

 

La cirugía, la quimioterapia, la terapia hormonal, la radioterapia o algunos medicamentos (Ej: antihistamínicos) pueden causar cambios que producen sequedad vaginal, estrechez, úlceras o infecciones. Esto ocasiona dolor durante el coito. Una experiencia de dolor puede desencadenar temor al mismo y conducir a tensión.

 

Esta tensión distrae a la persona de alcanzar la excitación, detiene la lubricación y causa nuevamente dolor. Pueden beneficiarse a menudo aprendiendo ejercicios para relajar los músculos que rodean la entrada de la vagina (Ejercicios de Kegel). Esto no es para estirar físicamente la vagina sino para proporcionar la sensación de que puede relajar la entrada de la vagina y permitir la penetración del pene sin experimentar dolor.

 

Si existe sequedad vaginal, pueden utilizarse cremas y geles que se aplican directamente en la vagina, no contienen estrógenos naturales ni semisintéticos y tienen un efecto poco duradero y que no influyen en el resto del cuerpo.

 

-----------------------------------


El maquillaje

 

 

 

Se puede utilizar para ocasiones especiales, es recomendable no utilizar bases de maquillaje con mucha frecuencia y es preferible elegir aquellas que sean hipoalérgicas y no comedogénicas, para evitar obstruir los poros.

 

 

 

Para obtener un color de piel más saludable se puede recurrir al uso de polvos de sol tipo terracota, ya que su composición es de minerales naturales.

 

 

 

En cuanto a las barras de labios, es recomendable utilizar aquellas que sean más hidratantes y no utilizar las de larga duración dada su tendencia a resecar los labios. Utilizar frecuentemente cacao o bálsamo labial para mantenerlos lo más hidratados posible.

 

 

-----------------------------------


 

MUY IMPORTANTE: una vez finalizados los tratamientos de quimioterapia es recomendable esperar un tiempo antes de volver a nuestros tratamientos de estética habituales, ya que aunque hayamos terminado los ciclos, nuestro organismo tarda un tiempo en eliminar la medicación.

 

Consultar al especialista el tiempo prudencial que debe esperar antes de volver a realizar tratamientos mas agresivos tipo peeling, etc. 

RECOMENDACIONES Y GUÍAS DE PRESTIGIOSOS ESPECIALISTAS

RECOMENDACIONES DIETÉTICAS-NUTRICIONALES EN ONCOLOGIA
Escrito por Dra Clara Joaquim Ortiz, Dra Rocio Puig Piña y MºJose Sendra Madroño guía al paciente oncológico para una óptima alimentación.
RECOMENDACIÓN DE ALIMENTOS.pdf
Documento Adobe Acrobat [1.8 MB]
GUÍA PARA SENTIRSE BIÉN
Escrito por las prestigiosas Dra Ana Lluch, Dra Laura G Estevez y Dra Montserrat Muñoz, describen la forma de sentirse bien frente a nauseas y vómitos en un proceso oncológico.
sientete_bien.pdf
Documento Adobe Acrobat [3.9 MB]